PERDER LA IMPORTANCIA PERSONAL

13 06 2012

Esta es una de las técnicas que más me impresionó, en su momento, leyendo los libros de Castaneda. Cuando Don Juan le dice a Castaneda que debe perder la importancia personal como un escalón imprescindible para alcanzar la condición de guerrero impecable, éste, Castaneda, se queda muy sorprendido, yo diría que pasmado. Algo que también me sucedió a mí.

A pesar de conocer muy bien la enseñanza budista del velo de Maya, de que la individualidad no es otra cosa que un velo que nos oculta el verdadero conocimiento, la verdadera realidad, que no es otra que llegar a saber que formamos parte de un Todo y que nuestra condición de “egos” ambulantes, es el mayor error en el que podemos caer, a pesar de ello, lo de la importancia personal me sonaba raro. ¿Qué sería de nosotros si renunciáramos al yo, al ego, a lo único que creemos ser, personas individuales?

Luego reflexioné y medité sobre ello, hasta comprender la enorme fuerza que tenía esta expresión de don Juan.  Bien mirado apenas nos podemos considerar como una partícula subatómica en un universo infinito, repleto de otras partículas. Nuestra importancia personal es relativa, tanto que asombra nuestro antropocentrismo. Nos hemos acostumbrado a pensar en nosotros como lo único que realmente existe, lo único que merece la pena, los demás, todo lo demás, no es sino un gran decorado para la interpretación de nuestro papel protagonista en “El gran teatro del mundo”, que diría Calderón. Sin embargo no hay nada más incierto. Somos un granito de arena en el gran océano cósmico. Apenas un aliento en la Eternidad. ¿Por qué nos sorprende tanto, pues, que a veces nos sintamos como si Dios nos hubiera abandonado?

Perder la importancia personal es una de las técnicas chamánicas de don Juan más incisivas y profundas. Cuando aceptemos nuestro mínimo papel en el universo, estaremos preparados para mirarlo todo con la mirada del Guerrero impecable, del buda impasible. Desprendernos de nuestra soberbia, de nuestro torpe orgullo, de esa estúpida importancia que nos damos a nosotros mismos, nos hará fuertes y poderosos como un guerrero impecable, nos convertirá en budas impasibles ante la fragilidad de todo en el universo espacio-temporal.

Les invito a meditar sobre ello, sin perjuicio de que dediquemos una larga meditación al tema.

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: