AGENDA ONÍRICA IV

29 10 2012

AGENDA ONÍRICA IV

Noche del 6 de octubre 2012

Olvido los primeros sueños que hacían referencia a una obsesión, un raca-raca mental sobre actividades que no tienen que ver con las preocupaciones cotidianas, que son como imágenes surrealistas que devolviera un espejo/ Me despierto cerca de las tres y emprendo una lucha feroz para volver a dormirme, utilizando toda mi experiencia en técnicas mentales/ No lo consigo, las preocupaciones referentes al trabajo se han atenuado al ponerme al día, lo mismo que la preocupación por mi salud, que está bien, salvo ligeras molestias de vez en cuando/ Tengo esperanza de que esta vez el cóctel de antibióticos haya podido rematar al helicobacter Pylori o como se llame/ Las preocupaciones por la situación económica siguen y esa nueva etapa en Internet, tras mucho tiempo en que me lo tomé con tranquilidad y con mucho distanciamiento, se están convirtiendo en motivo de preocupación en los momentos de duermevela/

Por si fuera poco ayer por la tarde nada me salió bien, por la mañana el corte de agua, por la tarde se fue la conexión a Internet y a la televisión por cable, problemas para ver la serie que me dejó Sara, con los subtítulos; problemas con el ordenador, restauro el sistema, intento solucionar los problemas con Internet y la televisión por cable, lo consigo solo unos minutos y luego se vuelven a ir, puede que sean problemas de ellos/ Me voy a la cama estresado y malhumorado.

Curiosamente consigo volver a dormirme tras mucho tiempo de lucha, puede que horas, y tengo un sueño insólito y terrible, un gran avance en la programación onírica/ Abro los ojos y me despierto, como si algo me hubiera sobresaltado de repente, pero no estoy despierto, en realidad se está produciendo un sueño dentro del sueño. Como si estuviera despierto me estoy acercando a la cama/ No podría asegurar que estoy aquí o en otro lugar/ Veo como dos escenas unidas, tal vez distintas/ Una mujer, pelo corto, cabeza redonda y extraña/ Veo claramente que está al lado de mi mujer, veo su cuerpo físico/ La mujer que está como sentada a su lado en la cama está en cuerpo astral, supongo, un cuerpo de luz, como un ectoplasma sólido y el mismo volumen físico que ocuparía un cuerpo/ Me atrevería a decir que podría ser mi esposa sino fuera porque está muy distorsionada, el cuerpo es de energía o luz grisácea, como lechosa y un tanto sucia/ Es como si el deterioro del cuerpo físico y la carretada de pensamientos y emociones que todos arrastramos a lo largo de nuestras vidas hubieran ensuciado ese cuerpo de luz/ Está sentada en la cama, me refiero a la mujer astral, vuelve la cabeza en mi dirección y me mira/ Tiene los ojos abiertos, o eso creo/

No tengo claro ser yo mismo el que está mirando y acercándose, porque mi identidad, carácter, personalidad, parecen distintas a la que asumo cuando estoy despierto, es como si los recuerdos de quien se acerca, posiblemente mi propio cuerpo astral, fueran distintos a los que tengo en estado de vigilia, las memorias son muy distintas/ Es como si fuera otro yo que regresa de un largo viaje onírico, es una persona fría, distante, sin compasión, como si estuviera muy lejos de la materia y las miserias humanas/ Es precisamente ese yo el que se lleva un gran susto, porque al parecer ha abierto los ojos y despertado antes de reintegrarse al cuerpo físico/ Eso le ha permitido , eso le ha permitido ser consciente de cómo se siente el otro yo fuera del cuerpo, en sueños y al mismo tiempo ver con claridad como si estuviera en el cuerpo físico, con los ojos abiertos, pero no lo está.

Es como un golpe bajo el que le han dado a ese otro yo astral que regresa al cuerpo, pero no está claro quién se lo ha dado, si ha sido el yo consciente que deseaba saber a toda costa qué sucede en sueños o si ha sido el yo onírico que ha burlado las órdenes del yo físico para no recordar lo que hace en sueños/ No puedo saberlo, es extraño, como si se hubiera roto el protocolo de la vigilia y el sueño, que he seguido hasta ahora, que al parecer todos seguimos/ Llevaba algún tiempo así, como forzando que esto ocurriera/ No me acerco ni entablo conversación con esas mujeres, no creo que me respondieran, pero podría haberlo intentado/ Las dos están como separadas por un espacio-tiempo distinto, aunque no se puede ver físicamente/ La otra está tumbada, como dormida, apoyada en su propio cuerpo físico como si fuera hija del yo físico, algo raro.

/ No me percibe. Por un lado pienso que pudieran ser entidades del mundo invisible y me dan un poco de miedo, por otro lado pienso que podría ser el cuerpo astral de C y me da miedo conocerlo y enfrentarme a ese conocimiento/ El temor me obliga a regresar al cuerpo físico y esta vez sí despierto de verdad/ Recuerdo otro sueño, el sueño de los dos yoes que he utilizado en mi novela del Loco/ Debe estar en otro cuaderno, debería buscarlo/ La perspectiva era distinta porque el yo físico se despertaba y veía al otro yo que venía hacia él y le hablaba/ En este caso la perspectiva ha cambiado es el otro yo que regresa al cuerpo/

Impresionante y terrible/ Es como si hubiera una barrera invisible entre el mundo físico y el onírico/ Una vez se ha superado esa barrera el yo de la vigilia pierde su personalidad y sus recuerdos y al revés/ El encuentro de ambos, digamos a mitad de camino, crea una especie de shock terrorífico, ambos saben que son el mismo, pero viven en mundos diferentes y vidas diferentes, con recuerdos distintos y hasta personalidad separadas/ Es como si tuvieran que ponerse de acuerdo para que ambas personalidades sean una sola y ni una domine a la otra, ni la otra a la una, y puedan compartir recuerdos y memorias/ Es una experiencia terrible/ No me sorprende que haya científicos o agnósticos o personas normales que se nieguen en redondo a admitir esa posibilidad de una vida fuera del cuerpo/ Creo que yo mismo me he negado a vivir esta experiencia del reencuentro, de esos dos yoes, todo este tiempo, a pesar de que sigo estudiando el tema y aceptándolo a nivel teórico/ Ya había tomado la decisión, hace tiempo, de realizar un viaja astral lúcido y recordarlo todo después/ He tenido sueños y experiencias que indicaban pequeños avances, ero siempre el temor me empujaba al regreso y al olvido/ Tal vez tenga miedo de no controlar de forma consciente y lúcida el regreso y no pueda volver a unirme al cuerpo físico, eso supondría la muerte o una situación de terror de tal magnitud que ni me imagino que pudiera ocurrir/ Tal vez sea mejor que nadie sepa de estas cosas y los que deseamos saber tengamos que sufrir este largo proceso de superación del miedo y el terror/ Me imagino lo que sería recordar vidas pasadas y por supuesto el espantoso schok que sufriríamos si los muertos regresaran a hablarnos/ Mejor dejarlo así/ El avance supone que ahora que sé que se pueden abrir los ojos antes de regresar al cuerpo y ver lo que hay a tu alrededor, podría repetirse y volver a meterme el cuerpo físico de forma consciente, recordando parte o todo lo que acabo de hacer en sueños/ Si esto se repitiera de ahora en adelante con frecuencia supondría un cambio brutal en mi vida/ Más que miedo me da terror/ Creo que hay dos formas de estar fuera del cuerpo en sueños, como si estuvieras dormido con tu cuerpo astral fuera del cuerpo y como si estuvieras despierto y te movieras y actuaras con lucidez/ Es al regresar cuando decides si vas a entrar lúcido al cuerpo físico y recordando o te vas a dejar llevar en un regreso automático que te hará olvidar los sueños vividos al menos la mayoría de ellos, con el choque del impacto/ El encuentro y aceptación de las dos personalidades los dos egos, es el onírico y el despierto dentro del cuerpo físico es como para pensárselo seriamente.

En otro sueño con el doctor que me trata de la úlcera, parece que también está en cuero astral, aunque veo que como suelen estar cerca de su cuerpo físico no es sorprendente que en sueños a veces los veamos como son físicamente y otras veces como son en su cuerpo astral/ Mantenemos una surrealista conversación sobre una araña de tres patas que podría recorrer un túnel de 180 km y llegar hasta mí a lo largo de las horas del sueño, 8 horas, o tal vez durante todo un día a una velocidad alucinante/ Es como si fuera mi bacteria y yo estudiara la forma de mantenerla alejada/ Relacionado con algo parecido leído en la novela Cita con Rama de Clark que acabo de leer, una especie de insecto de 3 patas que se mueve a gran velocidad/ Muchas veces me he preguntado si alguno de estos libros de fantasía o ciencia ficción no habrán sido escritos por autores que han estado en ellos realmente en sueños/ Lo creo posible.

He tenido sueños con niños, tal vez el hijo de mi amiga virtual, el otro parecía distinto como si fuera yo de niño, solo que mas grueso de lo que fui en realidad de niño. Parecía llevar túnica y yo le veía como el hijo del emperador del Japón, a pesar de que era claramente occidental. Los sueños de estados dos últimas semanas han sido raros, como un intento de controlarme y dominarme en sueños antes de pasar a la lucidez. Tal vez el sueño de hoy haya sido una prueba para ver cómo reacciono.

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: