CITAS DE UN CURSO DE MILAGROS I

31 08 2015

Fueron mis seres queridos quienes me hablaron del curso, me intereso por todo pero en el siglo XXI no se puede llegar a ser un hombre del Renacimiento, que lo sabían todo de todo, y además no tengo interés en convertirme en una enciclopedia ambulante. Mi hija me regaló u cuaderno para el curso que sigo utilizando y donde cada día anotaba la frase correspondiente con mi comentario o en relación a otras frases o a otras formas de conocimiento como los libros de Castaneda.

Jamás he despreciado nada, venga de donde venga, siempre que su contenido sea espiritual y tenga por meta elevarnos a los seres humanos hacia las dimensiones de la fraternidad universal, hacia la espiritualidad más pura, haciéndonos más libres y permitiéndonos una mayor capacidad de amor. No me importa que algo proceda de escritura automática o lo diga Perlinplín, el amargao, mientras me toque el corazón y eleve mi espíritu. No voy a hablar aquí de cómo surgió el curso de milagros porque ya lo hizo brevemente en el texto correspondiente en la sección de corrientes esotéricas, en el apartado de esoterismo de este blog. Me limitaré a citar algunas frases que me llegaron muy dentro, con mis comentarios y referencias a otras filosofías del conocimiento.

Hago el curso de forma autodidacta, en mi casa, leyendo los tres libros que tengo sobre el curso de milagros. Lo ideal sería hacerlo con un maestro, pero eso no siempre es posible. Tampoco puedo hacerlo como me gustaría, día a día, porque eso es difícil, a veces me paso semanas sin leer nada ni anotar nada y luego intento recuperarme leyendo y anotando varios días en uno. Lo más interesante para mí es ese constante gotear de las frases en mi consciencia que van calando poco a poco en la vida cotidiana, casi sin darse cuenta. Estoy seguro de que muchas de estas frases ayudarán a cambiar la forma de pensar de enfermos mentales y familiares, porque como dijo aquel gurú: El pensamiento precede a la acción, la repetición de actos crea el hábito y el carácter no es otra cosa que un conjunto de hábitos. Cambiando de forma de pensar nos iremos cambiando a nosotros mismos.

UN CURSO DE MILAGROS

-Confío en mis hermanos  que son uno conmigo.

COMENTARIO: Entronca claramente con el budismo, el Todo que diría Milarepa, y con su teoría de la vinculación. También con el el evangelio, todos somos hijos de Dios y por lo tanto hermanos. Confiar en nuestros semejantes es muy complicado, nos engañan, nos manipulan, buscan su propias metas egoístas, se aprovechan de nosotros…Es por eso que hago mucho caso a lo que dice Milarepa: confía en la chispa divina que habita en el interior de tus hermanos pero guárdate de las insidias de su piel egoísta. El evangelio tiene también una frase muy contundente: Sed cándidos como palomas y prudentes como serpientes.

Mi mente es parte de Dios. Soy muy santo.

COMENTARIO: De nuevo la chispa divina de Milarepa y la filosofía budista del Todo, todo lo existente forma parte de Dios. Todo esto entronca también con el conocimiento esotérico. Uno de los principios básicos o leyes fundamentales del esoterismo según el Kybalión es: El universo es mental. Estamos dentro de la mente divina como una gota en un océano, lo queramos o no somos muy santos y divinos, pero podemos separarnos del Todo, una gota puede separarse del océano y perecer en la tierra reseca.

-He inventado el mundo que veo.

COMENTARIO: El entronque con el punto de encaje de Castaneda es más que evidente. Es el punto de encaje el que crea el mundo en el que vivimos. Las emanaciones del Águila o Mente universal son compulsivas, nos dejamos llevar por ellas, no somos libres. El budismo habla del velo de Maya. Nos tapamos con el velo de la individualidad y nos olvidamos de que pertenecemos al Todo, donde las leyes son distintas y las preocupaciones ridículas de nuestro yo temporal algo que ni merece la pena plantearse.

-Dios está en todo lo que veo, porque Dios está en mi mente.

COMENTARIO: De nuevo machacamos esta gran verdad que puede cambiar nuestras vidas. El hecho de que Dios esté en nuestras mentes debería hacernos reflexionar sobre lo que pensamos, como dice San Pablo somos templos del Espíritu Santo. Lo increíble de esta gran verdad es que Dios, la Mente Universal, el Espíritu, nos permitan pensar lo que pensamos, ser lo que somos, ser libres para dirigir nuestros destinos. ¿Se imaginan a una célula de su cuerpo que se rebelara contra nosotros y decidiera comerse al resto de células -el cáncer- o nos insultara todos los días llamándonos idiotas o se paseara por nuestro cuerpo pavoneándose de lo grande que es y de que nosotros ni siquiera existimos? ¿Se imaginan que pudiéramos destruir esa célula solo con pensarlo? Pues esto es lo que está ocurriendo. Estamos dentro de Dios, en su mente, y él nos permite creernos libres, individuos, blasfemar contra él, echarle la culpa de todo lo que hacemos y de las consecuencias de todo lo que hacemos, intentamos minar su obra, su cuerpo, sus planes, somos células cancerígenas de la divinidad y él nos lo permite, nos deja ser libres. ¿Hay algo más insólito, más absolutamente generoso? Yo creo que no. Como veremos a lo largo del curso de milagros es la desconexión con Dios, con la Mente universal, la que crea la enfermedad, el mal, todas nuestras desgracias, que en realidad no son tales, solo engaños de nuestra mente puesto que lo único real es que estamos conectados con la divinidad.

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: